CAMINE

Camine por las lomas

y los cerros de tu corazón

bañándome desnudo

en esa austeridad tuya

de dudas, desconfianzas y desconsuelos,

deliro de mis tormentos,

llegando al estuario

de tus emociones

que irrumpen en el  océano

de mis sentimientos

con morbosos remolinos.

 

Me perdí en los senderos

de los abrazos de tus brazos,

escuche los sonidos de pasión

que de tu garganta amorosa salían,

volé sobre la topografía

de tu cuerpo desnudo

midiendo los pliegues

de tu deseo,

acariciando las planicies

de tu sedosa piel

cuando en el atardecer

su caída mostraba a la luna.

 

Tus ojos azules eran

el cielo de mis sueños

y tu boca, ese abismo

donde las llamas

de mi fuego

apagaba,

entre jadeos,

suspiros

y sollozos

silenciados

en el ahogo

de un recuerdo.

 

Pippo Bunorrotri.

No Comments

Post A Comment