No te prometo nada, no te digo nada, porque no tengo palabras para lo que siento, porque son esas majestuosas palabras mudas que navegan en el océano de mi alma, que solo la mirada descifra.   Déjame compartir tu silencio abrazados a nuestra mirada.   Deja que nuestra sonrisa guie el timón de nuestro barco velero mientras los corazones le hablan al alma.   Pippo Bunorrotri. https://youtu.be/z5LdEyw8dmU...

Inscribes tus sentencias bajo las belicosas aguas de otros tiempos lejanos.   Tu tiempo que navega en el precario cascaron de los pensamientos, sobre el filo de impetuosas marejadas que visitan las olas de los sueños, esos que son llama y tizón de un mañana.     En las maquinaciones de los años guardas invulnerables recuerdos que ocultos llevas como ladrón furtivo hacia ese...

En la noche manchada mi corazón acaricia la opacidad de las tinieblas y en el disperso sueño vuela mi deseo.   Desnudo y sin aliento encierro a mis fantasmas en el calabozo de mi mente hasta que el frio viento de mi indiferencia los congela en el inquietante limbo de mi agrietada existencia.   Pippo Bunorrotri. https://youtu.be/n7TxwUgV2KY...

El futuro… esa esencia extraña sin silueta, que te mira, te sonríe, te habla sin palabras de tus deseos.   Te engaña, con el abrazo de su anhelo, te envuelve en el manto de sus pasiones.   La verdad, la disfraza en esa realidad suya de un mañana que será ayer y también hoy donde el pasado es una lagrima y el presente un suspiro.   Pippo Bunorrotri. https://youtu.be/TZaUByp-AX4...

En la caracola del oído, donde yunque, martillo y estribo reparten el sonido, escucho al mar, con la sonrisa cómplice de mi sentir saturado, como sin prisa le habla al tiempo sentado en el banco de las horas, mientras espera el atardecer de un día que muere en la manecilla de ese reloj que cuenta el tiempo que no volverá.     Pippo Bunorrotri. https://youtu.be/JI9OFhKZ9ag...

Pasan los días, pasan los días… pasan estos días de inciertas miradas en los caducos instantes de este destino mio dilatado en las horas, en las húmedas soledades de la memoria, que se envejece en las barricas de los minutos distraídos de este cuerpo desojado por las hojas del calendario, que en el reflejo del olvido los pedazos de esa...

Guiñas el ojo al plenilunio de la noche, para engañar al tiempo de espera, de ese corazón distraído; que extraña… el aire que respira, que extraña… la memoria del recuerdo, que extraña… sus sueños, que extraña… las palabras de unos versos, que extraña,,, las caricias y los besos, que extraña tanto que todo es extraño.   Por eso en el fulgor del nacimiento del sol.   Te escondes en la guarida del silencio para...

Paso a paso caminamos serpenteando en el tiempo, tornando de un día plomizo a otro donde el fulgor quema.   De una oscura noche a otra noche de sombras.   Llegando a cada paso a ese lugar del sueño remolcado donde erigir ese cruceiro que marca un recuerdo, para volver a partir aspirando el polvo de un camino elegido.   Bocetando rostros...

En el húmedo calor de las nieblas, del crepúsculo floreciente, sentías el sueño de unas palabras dichas en la noche pasada de paginas estrelladas que iluminaban la almohada.   El silencio que invade la mañana del amanecer es la efímera sensación de vivir un pasado presente que vuelve para enseñarte a esperar el destello del anhelo de un deseo.   Pippo Bunorrotri. https://youtu.be/2Q-rqEo337Q...

Hay amaneceres sin sentido, en los que el sol se muestra despistado y la depravada luna se desnuda entre las nubes.   Hay amaneceres sin sensaciones, que buscan emociones en los minutos de unas horas que desapercibidas pasan sin apenas presentarse y se van con inútiles despedidas dejando conflictos en la razón, esa que se justifica dejando su testimonio.   Hay amaneceres sin sueños inútiles que se...

En las cavilaciones de mi soledad, mi pensamiento persigue sueños cabalgando en el viento. Las imágenes fluyen en libertad sin importarles el tiempo del pasado porque el tiempo del presente haya desaparecido en los silencios de tus angustias, sin importarles el tiempo del futuro porque en el la esperanza boceta tiempos sonoros.   En las cavilaciones de mi soledad hay tiempo sin sueños donde la esperanza es una oscura noche sin luna...

En algún punto de la gran muralla, inacabada, de la vida esta la puerta arqueada que tapiasteis con tus lagrimas. Aquel portón tras la que encerraste la sombra implacable del pareado soneto de todo tu destino.   Solo es una puerta clausurada conde lo imposible lentamente rotula el nombre de la melodía de tú ayer, en el odio del presente.   Es posible, que sea el final de un...

Detrás del hombre muerto. Detrás del hombre que fustiga. Detrás de la mujer que llora. Detrás de la mujer que manda. Detrás de la mujer que canta y baila. Detrás del caballero que bebe sin medida. Detrás de la dama que a las sombras miente; están la apariencias que engañan fustigando pesares y...

La nebulosa de una fina colina dibuja el plomizo cielo de un otoño apagado y unos ojos entornados miran la otananza de la lejanía.   Su confusa mirada entrecierra los parpados, sobre su mente errante, y en la duna indecisa del tiempo, una figura sin rasgos, sin trabazón, ni coherencia definida, indecisa se muestra entre los apilados cuadros de recuerdos del pasado; es...

En el misterioso edén de mi imaginación brotan los vocablos de esa poesía que habla y habla de pasión, de deseo, de esperanza, de ilusión, y de dudas, mirando perdido desde la ventana, como el mundo comercia con su libertad, en el mercado de las palabras, en este presente que al futuro solo le da un día, porque no hace más que hablar hablando de si...

En el tablero de ajedrez de la vida, atroces enemigos se rebelan, asfixiando con su frontera.   Te detienes en el empuje y con mil voces gritas en el vasto tablero del día a día, reclamando; la tolerancia de la intolerancia del otro lado de la frontera, mientras en el canto de batalla de la diaria vida, donde han florecido imágenes de tus sueños, ahora en...

Yo no soy ese que cabizbajo camina en el pensamiento.   Soy ese que a tu lado camina sin que tú lo veas.   Soy ese que a veces se esconde en las sombras de tu sombra.   Soy ese que va y viene en el recuerdo del olvido.   Soy ese que calla cuando hablas, que escucha tu silencio, que perdona sin odio, el que odia sin...