Tú poeta… que tienes y sientes las palabras de tu poesía; reflexiva, impulsiva, irrelevante y concisa, que otros siente y guardan en el errado ayer que les recuerda su presente y que olvidan en el desorientado humo de su pitillo. Tú poeta… que tienes y olvidas, pero que sientes las mudas palabras que salen de los labios lacrados con el sello...

 A las olas de ese mar que me mima, que baña mis recuerdos, le pregunto… con la mirada dividida por la desdicha de mi pena, si ella, que navega en sus aguas aun me ama. Al viento que agita mi memoria en el vendaval de mis días, que en su brisa se lleva mi lagrima, le...

Llega la luna con su secreto en el refajo de su falta victoriosa ella de su batalla pues a él logra eclipsar con su belleza; a veces triste y afligida se presenta entre los quebrantos de las nubes alborotadas que su presencia quieren ocultar; otras simplemente ni aparece porque él su palidez pinta de azabache o...

Tu cuerpo desmembrado que engendrado fue en una loca noche de pasión, que llevas la razón de mi ser en el grito de la palabra que escupe tu sombra, bramando el miedo que dibujas en la mente de mi mismo. Cuerpo que eres reflejo de la sombra que me sigue en el pálido rostro de la...

Hablas a la mente acariciando el pasado en los surcos del presente donde ruge la tormenta del efímero futuro; hijo del pasado y presente engendrado en el lecho del amor propio, donde amas a tu sueño besando a la incertidumbre, acariciando el miedo, que el “prioste” de la realidad te muestra severo, sin saber que esta devora tu sueño dejando...

Son las veintiuna en el reloj, muere el aliento del día, nace la brisa de la noche y las sombras son figuras que caminan en la penumbra cargadas de reproches en la maleta de su alma, que despertaran de rabia en el lecho de los sueños donde cuerpo y alma se funden en uno pensando en...

Tú, poesía mía que en tus estrofas llevas un trozo del muro de mis lamentaciones y alguna que otra fantasía, que en el hueco de la rima que la retiene muere en los brazos del viento sin poder alcanzarla para que se queden en el recuerdo. Tú, que floreces en el etéreo espacio del abandono de las horas, siendo...

Deseo tener a mi costado, a la ilusión y su excentricidad, por esta siempre a la sombra, desnuda, esperando la ola de mi mar de fantasía. Deseo tener a mi vera, a esa mujer, que es compañía y alegría, porque me necesita para su gordura, porque necesito que mi locura reprima. Deseo tener en la orilla de mi río, a...

En esta sociedad donde la inconsciente hipocresía que esconde intenciones que no dices, es la reina de la fiesta donde se valora mas el envoltorio que el contenido, definiendo lo que haces no sintiendo lo que dices y emprendes. Unos buscan lo que no tienen y quieren a toda costa sin importarles el euro que cuesta, ni si...

Un “te quiero”, no significa nada en el tiempo que solo quieres el instante de ese momento del susurro  del “te quiero” que cuando pasa te transformas en un extraño… otras veces significa tanto que no sabes decir ¡basta! porque no sabes donde está el final de ese “te quiero”. Prefiero un “te quiero” que me de circunstancias para guardar...

Lloras la promesa incumplida, con el rostro entre las manos y el corazón acartonado, gimes sin llorar pero los silencios de las lagrimas corren por los pliegues de tu rostro compungido deslizándose entre el anular y el corazón de tus trémulas garras hasta caer rendidas en las baldosas de barro, con su lento suspiro, donde las huellas desdibujadas de tu...

Tu mujer…, que en la nube del amor has sido maltratada, ultrajada y vejada, con golpes y sin pudor por quien entiende, que amor es posesión…   Ese receloso machista que como aliado tiene al miedo y cómplice los prejuicios.   Tu mujer…, que con disculpas justificas ese horror con error de un momento de enajenación de un delirio alimentando tu miedo y tu...

Tú!, que amas a esa silueta maquillada, escondido en las tinieblas de tus miedos, que persigues en silencio espiando a la soledad, arranca el desasosiego; esa mascara que tu rostro oculta de las miradas de una sociedad de envidias y mentiras. Desnúdate del temor; esa túnica que cubre tu espíritu ocultando tus sentimientos, y atrévete...

Ya llega la tarde cansina y agotada con su enlatada nostalgia que en la noche se emborrachara con la purpurada lagrima de la añoranza pasada. Llega la tarde y las decisiones de la mañana a las dos de la tarde se fracturaran y su factura a las seis de la tarde pagar harás con el beneficio...

Ese lenguaje mudo que se mueve en el sigilo, que sus signos son palabras entrelazadas que vuelan reflejando sentimientos, emociones diversas, divididas y encontradas… Hay palabras que se pierden en significados diferentes, que son iguales, pero vestidas de manera distinta. Por no saber ver la diferencia de su vestimenta se mantienen en la frontera de nadie, siendo unas extrañas en el vocabulario corriente, donde se pierden, se...

En el silencio de la noche me dispongo a escribir con mi pluma afilada y mi pensamiento en blanco y negro, rememorando el hoy que ya es ayer pensando en el mañana. Quisiera ser, ese bisturí con su hoja afilada que con delicadeza de pulcro cirujano rasgar la fina piel pudiera para ver que se esconde bajo ella… esa...

Se precipita la muerte en ese instante en que la brasa parpadea en la somnolencia de su sueño y la llama se viste de luto escapando la sombra, que durante tiempo camino en las ondas del viento, en el último suspiro del tizón que sabe que se convertirá en ceniza, de un dolor que se muere a...

  En estos días, de dimes y diretes en los confesionarios de cristal, en las volátiles redes sociales, que más bien son el corral de la bolsa de valores donde cotiza el engaño al alza y a la baja, la realidad que nos define. Pues la mentira es su verdad y la crispación su...

A los diez años de vida, me enamore con ese amor ciego que desilusiones y alegrías deja en tus días, que en las soledades te acompaña y en los silencios te acaricia con su mirada. Es dulce y agria, es bonita y triste a la vez, pero siempre me acompaña y se llama Escritura esa chica que me...

Vamos a lloras sobre el tiempo para que la sal de las lagrimas cicatrice las heridas del alma. Para que las paginas de un libro sean el reloj que cuente las horas de nuestra amargura. Para que las tristezas de las penas sean el caudal de un río seco donde el pintor las...

Todos somos iguales, dice el asesino condenado a cadena perpetua por matar a la mujer que dijo “No” con gritos desgarrados  a sus pretensiones de machista engreído, que cree en su vanidad que por llevar verga o divino falo colgando ya tiene vara de mando. Todos somos iguales, dice el corrupto adulador siendo condenado, por llevarse lo que...

Así es como el poeta en el desgarro del día escribe prosa en verso, verso en prosa de la desdicha de este mundo que por momentos se pierde en el océano de la amargura y nada en el mar de la alegría. En la calle los arboles se desnudan dejando su ropa tendida en...

Este tiempo, que hoy vivimos es consecuencia de la historia del pasado; de sangre derramada, de palabras desgastadas en diálogos absurdos donde la realidad cedía ante la tristeza de una lagrimas y los gritos subversivos de la sin razón dictada. Lo que escribo en mis versos es el reflejo de ese tiempo que fue pasado de...

Hay un lugar al que he ido en sueños y al que no puedo volver porque he perdido su rastro en el crepúsculo del alba donde los pájaros van y vienen en la brisa del viento matando el tiempo. Ese lugar…, en la lejanía del horizonte donde conocí la dicha, es el olvido sosegado donde renuevo la...

  Camino herido por los surcos de unos versos con la amargura en mis manos en el abismo salvaje de la añoranza de un pasado que deja sombras desnudas como frágiles juncos al viento en la existencia de una vida que escapa en el sueño absurdo de la carretera del tiempo donde el pensamiento cuenta su historia.   Pippo Bunorrotri.   https://youtu.be/6a1PQ4whqrc...

Huyo de mi sombra arrastrándome por la vida tras las mascaras de mis yo-es buscando es realidad que mis palabras asesinan en la biblioteca del tiempo donde versos compongo para la bauta de mi sombra. En la soledad de mis errores hayo el perfume de mis recuerdos, que nada en la ausencia en el océano de...

Construimos el amor, esa contradicción fascinante que nos hace sentir vivos, con egoísmos y vanidades, con sueños e ilusiones, de mentiras y verdades, donde las lagrimas y las preocupaciones son el catre de la soledad. Construimos el amor, esa inspiración que sufrimiento deja, con palabras dichas y palabras encubiertas, con sentimientos dibujados en el calendario del destino donde la despedida y...

  Qué sentido tiene el tiempo si cada uno se lo damos a destiempo cuando conocemos la verdad y la mentira, cuando pensamos en la realidad dividida, cuando amamos en presente, en pasado y futuro. Cada uno, en el tiempo, con el engaño y la mentira jugamos en el barro de la verdad relativa que nos conviene para moldear esos barros...

Mil paisajes distintos se perfilan en la planicie de ese mar azulado donde los delfines persiguen sueños; sueños rotos escapados en la tarde. Mil días de soledades con sus lagrimas derramadas y sus palabras difuminadas, dichas al silencio en el llanto de un mar que refleja el futuro confuso en el hoy. Buscas excusas, para detener el tiempo y no...

Esa noche de perfumes que su aroma recobra sensaciones y recuerdos soñados; noche de murmullos silbados, de susurros entrecortados, de palabras balbuceadas y de música que juega a la comba con las estrellas. Esa noche que arde en la húmeda y noctívaga umbría donde las miradas luciérnagas lentamente se ciñen en abrazos de la amargura, que camina...

De ella todo me encanta, todo me atrae y me cautiva; su mirada, su sonrisa, su rostro, su gesto inquieto y tranquilo, su andar ligero y tranquilo… La lucidez de sus palabras, que salen de su boca como el chorro de una fuente, dibujando su ondulada belleza con la gracia de su figura… Como puedo...

¡Tú que en mi mente navegas, hijo querido! que en la noche me asaltas en mi rostro desnudo sobre la almohada. En el amargo amanecer del día que nace en la espuma del café donde los recuerdos, se esconden de la noche trasiega. Tengo miedo del recuerdo, camino solo pensando en lo que he perdido y en...

Si ves que el mar espuma deja en la playa; es mi poesía, que sus versos deja a tus pies. Mi verso es un barco velero de un solitario tripulante que navega en las olas del viento, y es una gaviota que planea entre el cielo y el mar. Mi verso es una daga, cuya hoja...

Cree el político vanidoso que el país es su pueblo, donde de joven hacia fechorías culpando al vecino que corría, y con tal de ser el regidor que rija y gobierne el destino de su pueblo mortificando al rival que le abuchea; mientras crezcan sus ahorros con el sudor de sus vecinos en paraísos, donde fiscales...

La vida es un libro que cuenta una historia de incoherencia, confusión y desasosiego jugando con la retorica de un texto que seduce con el engaño y la verdad que se interpreta en el reflejo del día rastreando las sombras que las palabras dejan. Es un texto con matices y contradicciones donde el engaño es una línea quebrada y la...

Ya las elecciones se han marcado en fecha y hora, para después de que los papones resignados hayan peregrinado con los santos mostrando sus purpurados mantos en el recogimiento de sus oraciones. Ya los generales, preparan sus estrategias de mentiras y engaños arengando a sus capitanes, para  que lleven a la legión de soldados ataviados sin...

El día nace triste y apagado, las nubes esculpen oscuras formas que flotan en el tenue viento que sopla, y entre forma y forma que se saludan en el tapete azul con “un buen día tenga usted”. Un furtivo rayo de luz pálido y dudoso se cuela entre las formas que se acomodan, hasta llegar...

En la música, ese espíritu que en la secuencia temporal de un instante fluye con armonía y melodía, donde la cuerda aúlla acompasada, el metal atruena el silencio, el viento solloza y gime, todo suena y nada se confunde, calmando el pesar del universo con la dulzura de su ritmo; y en la partitura las notas...

Cabalga sobre las nubes el poeta sin lentejuelas, ni túnica que cubran su cuerpo desnudo, sin mascara que su rostro esconda, el viento su cabellera suelta blandiendo en su mano la pluma, como espada relampagueante, que hieran las palabras de sus versos sentidos. Subió a lo alto de la montaña de su sueño, donde el...

Esta sociedad nuestra; donde el indigente pena, donde el niño sueña, donde el joven grita, donde el maduro aguanta y revienta, donde el noble se mofa a escondidas, donde el político pasa sin pena ni gloria. Esta sociedad nuestra que construye un mundo de egos. Esta sociedad nuestra que al poeta de la pena. Esta sociedad nuestra donde… Tú indigente,...

Soñar  y  no  despertar Despertar  y  no  soñar Levantarse, Descubrir tu mensaje Sobre la nevera. Beber café amargo Desayunar solo Vivir, soñando, vivir Soñando Para tener tu imagen Para conservar tú taza Para mirar tú retrato Para oler tu cuerpo Para seguirte con la mirada Para acariciar tu piel Para humedecer tu rostro Con mis labios Al besar tu cara Soñar Pippo Bunorrotri.   https://youtu.be/Ez62cQPYyI8...

Mi corazón esta triste, triste por no estar a tu lado. Mi corazón llora, llora de emoción. Mi corazón esta alegre, alegre de haberte encontrado. Mi corazón está ilusionado, ilusionado por volver a encontrarnos. Mi corazón está vivo, vivo por vivir a tu lado. Mi corazón sangra, sangra por miedo a perderte. Mi corazón esta triste y...

OH soledad, soledad Que hiriente eres En mis atardeceres, En las noches oscuras De mi alcoba vacía De tu presencia. OH soledad, soledad, Que me acompañas en mí caminar Mañanero En mis tardes cansadas En mis atardeceres De regreso a mi refugio, En mis noches Vacías y sin sabor. OH soledad, soledad Que hiriente eres Soledad mía. Pippo Bunorrotri.   https://youtu.be/r-hUC0z2VDE...

Esta noche que camina en la esfera del reloj que no se detiene en la oscuridad, ni en la penumbra de las farolas de la ciudad que duerme. Esta noche de este invierno que camina en el solsticio de febrero hacia un marzo donde llega la primavera, llena de aromas perfumados y rumores de un...

Te quiero como amiga, Te quiero como amante, Te quiero como hermana, Te quiero como hija, Te quiero como madre, Te quiero como esposa. Te quiero como a una estrella del firmamento, Te quiero como al agua Del manantial que sacia mi sed, Como tú quieras te querré. Te quiero con tus defectos, Con tus virtudes, Con...

TE QUIERO CON FLORES TE QUIERO CON PALABRAS TE QUIERO CON SENTIDO TE QUIERO CON PROMESAS TE QUIERO AL DESPERTAR TE QUIERO AL DESPEDIRME TE QUIERO AL ACOSTARME TE QUIERO POR LA TARDE TE QUIERO POR LA MAÑANA TE QUIERO PARA QUERERTE TE QUIERO  PARA DARTE TE QUIERO Y TE QUIERO NO ME PREGUNTES POR QUE   Pippo Bunorrotri   https://youtu.be/zR8_-7FXZzc...

Dónde vas mi señora con tus encantos al aire y tus enaguas en la mano esta noche de luna llena que cupido llega con su flecha de oro, su incienso de sudor y lagrimas y su suspiro de pasión desbordada. Pues yo tengo intención, más bien es un deseo, de plasmar tus encantos en el lienzo...

Han pasado los años con sus días de circunstancias y cada atardecer sigo estremeciéndome, como aquella lejana tarde en que me atreví a adentrarme, con agitación pausada y ataviada de misterio, entre las páginas de un libro que con el tiempo me enseño a no estar solo, viviendo la vida de otros, haciendo que la realidad...

Cuando el amor llega a la isla de las tolemias donde la gordura es locura y los sentimientos son únicos y complicados, y también perfectos y elaborados. cabalgando en las olas del desvarío. El amor no se mira, simplemente se siente y te lleva por la senda donde el miedo espanta, donde el dialogo es el poder que...

ASUNCIÓN Anochece con el suspiro de tus labios Sueño con las caricias de tus besos, de tus manos aterciopeladas Un día en esta senda mía apareciste de la nada como una nube caprichosa No pidiendo nada, solo una sonrisa y una palabra nerviosa que quería compañía Con tu cascada de...

  Los poetas versos y sonetos, de amor escriben, que poesía es, versos y sonetos que leo con atención, en ellos relatan que Cupido un niño es, un niño con alas, arco y alijaba con flechas, del amor es su Dios. Mas la historia antigua, de la mitología romana, nos cuenta que Cupido Dios del deseo amoroso erigido fue. Que...

Me tientan, esos poemas que abrazan esas palabras que hablan del sentir de un instante en el reflejo de un momento. Me tientan, esos versos sueltos que arrancan una sonrisa robada al suspiro en la rima de las estrofas de un poema solitario. Me tientan, esos besos escondidos escatimados al tiempo de tu vida, que a la...

Todo allí es grande radiante y luminoso, un universo cambiante donde la imaginación te lleva, en el que habita la sonrisa de la quebrada soledad. La soledad del ermitaño que ordena sus ideas con sus cien susurros conocidos, con sus cien rumores nuevos en su melancolía, viajando en sus sueños. El espíritu se emborracha en el tiempo lento, viviendo...

La noche me despertó en el segundo tañido de la monótona campana que anudaba la hora en que los gatos se aparean y los hombres y mujeres cuentan suspiros. Intento dormir de nuevo, mas el sueño se revela en el desvelo del último tañido, aguijoneando la imaginación; ese toro bravío desbocado que ciego corre sin control. Por matar el...

Mirémonos a los ojos y hagamos un trato, porque el futuro es el día a día y no esa hoja del calendario donde esta ese numero que es el ultimo en el que el futuro espera. Mirémonos a los ojos y hagamos un trato, digámonos con palabras sinceras lo que espera el uno del otro, sin tapujos, ni mentiras´ sin...