DE REPENTE

De repente,

en la súbita caída,

por el prolapso

del corazón,

en la oscura noche

donde la nada

es el abismo vació,

ese cielo inacabable

con el que fantaseaba

se abre ante

la aturdida mirada

de mis ojos

mostrando

su maravilloso

encubrimiento

que me habla.

 

De repente,

en el regocijo

de mi rostro

fluye

como manantial

de agua cristalina

toda mi vida;

diviso su día

cabalgando

en su suspiro,

diviso los tiempos

pasados

en la neblina

que desciende

por la colina,

diviso las emociones

que alborotadas

juegan

con sus sueños,

diviso los pesares

agazapados

en la esquina

de la amargura,

diviso las caricias

y los besos

de esos amores

que llenaron

una vida.

 

De repente,

siento nostalgia

del presente

y quiero volver a el

para caminar

sobre la arena blanca

de nuestra playa

de la mano

de quien amo

en el hoy.

 

De repente

mi dolorido rostro

abre su mirada

a un presente

angustiado

sonriéndole

a un futuro

ilusionado.

 

Pippo Bunorrotri.

 

2 Comments

A %d blogueros les gusta esto: