NUESTROS SILENCIOS

El pánico recorre

la soledad de mi alma

y nuestros silencios

se han convertido

en campos de barbecho

sobre los que vuelan

bandadas de golondrinas,

en busca de ese sortilegio

que asiente

estos corazones muertos

donde los fantasmas

han anidado su armonía

hablándole a la noche

con palabras mudas

de los deseos perdidos.

 

Pippo Bunorrotri.

Tags:
No Comments

Post A Comment