En el terciopelo negro, de la noche, danzan las estrellas con la melodía de las olas del mar, mientras la luna se baña en sus aguas. En el manto negro, de la noche, la ciudad guarda el silencio de sus miedos escondiendo sus temores, sus amarguras y desdichas en la penumbra de sus luces. En la melodía del silencio, de...

Tengo una extraña relación con la vida que camina en mi destino; ella va y viene y yo vengo y voy, y en la encrucijada de las cuatro esquinas; esas que señalan el norte, el sur, el este, el oeste, nos encontramos cuando ella viene y yo voy.   Nos miramos a los ojos y en su...

Paloma que en tu caminar asientes con tu diminuta cabeza los pasos que das balanceando tu cuerpo, que en el revolotear de tus alas buscas el acomodo de tus nerviosas alas y que en el vuelo planeas sobre el viento hallando tu sueño. Paloma que al alba despiertas sin sobresalto oteando el horizonte que es tuyo, buscando la sombra de...

Mas que la rabia de no verte, que es un frío dolor que congela mi corazón, me duele el pensamiento que escribes en mi mente. Palabras mudas en el silencio que son como dagas de hielo rasgando mi alma, amordazando mi cuerpo dolorido en el tiempo. Una tal vez si, un tal vez no, un puede...

Corre la esperanza, ese devenir que te define, con el numero uno en su espalda sin volver la vista atrás, donde el pasado queda rezagado, desafiando a los amaneceres donde los desafíos son avituallamientos para reponer fuerzas y las agonías, son quiebros que debes salvar. Corre la esperanza escupiendo susurros en tu mente, donde navega tu sueño esperando el viento en...

Te tumbas en el catre de la luna zafándose de la monotonía y te pusiste a dibujar sueños embalados en llamas, desnudando a esos cuerpos que conociste en tu rutina, sus voces suenan mudas en el crepitar de las llamas mientras su mímica se ensortijaba. Abriste en canal al silencio para mirar sus entrañas, evaporándose su...

  El amor llego a tu pradera de amapolas en flor, le viste llegar con cautela, le miraste de soslayo y solo le dijiste, adiós sin atreverte a preguntarle su nombre, ni que quería, dándole la espalda seguiste con tu mirada y ahora en tu silencio te preguntas; porque el amor, ese que un día dijiste sin más,...

En la memoria desgastada cuelga congelado el pensamiento muerto en el sueño y en el cimborrio del cráneo la oscuridad busca las sombras del ayer que haga recordar los latidos del pasado, para escribirlos con fuego en este presente donde el amanecer no aparece y la memoria camina extraviada en busca de un recuerdo que se ha perdido en la noche del mañana.   Pippo...

Perdón reclamo al viento; para ese pasado de tempestades donde su casulla, es la angustia y el cíngulo, el egoísmo que azota sin escrúpulos el alma del que escucha dejando un poso de remordimiento en el vino de la amargura que bebe para celebrar el acibarar de su victoria. Perdón reclamo a la lluvia; ante el...

Soy un ladrón de palabras que acude al glosario de significados para robarle las amatistas que guarda como moneda de cambio la Real Academia de la lengua silenciosa, para vender en el mercadillo de los sentimientos por un minuto de tiempo. Robo palabras, en las sombras del silencio les doy un baño de agua...

  Olvido: Que la vida es un regalo que al abrirlo te sorprende con una caja dentro de otra descubriendo en esa otra el vacío del momento. Olvido: la mirada de un niño que con su sonrisa pinta de colores el arco iris y al cielo le dibuja estrellas. Olvido: esa sombra en un jardín que un manojo de nervios prendió,...

En el espejo se refleja el lado difuso de un cuadrado confuso que enmarca un rostro que sus instantes son surcos que miran el revés de un rostro en el olvido. El espejo muestra esa realidad dilatada de las palabras mudas que se escriben en el vaho que se desvanece en el frío instante de la pregunta sin...

Desde la atalaya del mirador de los poetas donde descansan los papiros desgastados y encuadernados en piel de árbol viejo de la poesía sentida de los poetas muertos, que sus versos grabaron con sangre, sudor y lagrimas, contra el viento de la historia que honran su memoria, contemplo el horizonte cercano y tan lejano a la...

En el gran reloj del tiempo hay horas formales, esas que son exactas y puntuales, que sume tic-tac, tic tac es el llanto de un segundo, el quejido de un minuto, que en su campanada lloran las lagrimas de las horas que pasan dejando la verdad que amas, la mentira del espectro viviendo en el viento. También...

Vienes del planeta deseo viajando en el tren de la pasión donde todo pasa lento y se va deprisa, convertido en el anhelo de dos sueños que se encuentran en la utopía de la supervivencia, despertando de ese sueño, de utopía de uno más uno que son dos formando uno, en la estación de la vida. El...

Te sentaste en tu sillón acomodado a tu tiempo, los parpados cerraste, como persianas opacas, colgando un cartel que decía: “vuelvo cuando pueda”. Un relámpago salió de tus ojos y el crepúsculo de tu oscuridad envolvió con su fulgor desvaneciéndose la sombra que te sigue y de las oquedades de la oscuridad surgen como orugas las...

  Cuando osado eres mostrando tus pensamientos, sin pudor, ni reparo, a esta sociedad de intransigencia donde se discute lo absurdo y lo importante es indiferente, donde el engaño es la verdad y la verdad mentira, donde se calla la injusticia golpeando al débil, donde la cobardía grita rebeldía y lo valiente se disfraza escupiendo un sonrisa en la hipocresía que...

Cuando el después sea mañana y el silencio mis palabras, esa que mueren en las lagrimas de un llanto que se queja y el éxtasis de los sueños congelados en la fría noche de ese mañana, que nunca será ese hoy que acaricia la lluvia, que la brisa besa en el amanecer, que la...

Los motivos mueven el mundo. Los motivos mueven la vida. Los motivos escriben la historia del presente, del pasado y del futuro, pero lejos de los motivos que el mundo piensa, están los hechos presentes que moldean el día a día, divagando en el silencio del ruido; el porqué, él como el cuándo, el tal...

Silbando pasan las mentiras en la curva de la vida en el relámpago de un segundo, con sus sombras escarchadas dejando miradas de pena, punzadas de dolor en el alma, mientras sus palabras se pudren en el trastero de la mente. Aflorada la vejez, en las hojas estriadas caídas en el otoño del tiempo las mentiras...

  “Dedicado a todos los escritores octogenarios que en el ocaso de su luna aun siguen ilustrando nuestros sueños. En especial al maestro Mario Vargas Llosa”     En tú mirada retienes el infinito y en la oscuridad el arco iris perfila la penumbra de tu memoria, donde tú como avezado alfarero das forma a las...

Solo en la soledad de tu desierto ante el espejo del silencio, teniendo como testigo a la muda noche, desnudas la traición de tu alma hallado sofoco en el suspiro de tu boca. Interrogando al reflejo por las mentiras de la luna que justifiquen tu traición, mas la rabia que vive en la sombra del recuerdo te...

He llegado a esa edad, que el tiempo me ha dejado, en que mirar atrás no es tiempo perdido, es tiempo recuperado. Tanto  tiempo ha pasado, que ya los días son iguales y las noches distintas, en ellas no hay sorpresas, ni despistes y si despedidas. El día te despierta y al asomarse a la ventana, esa...

Algunos obstinados dirigentes están empeñados en remover la  historia en la ciénaga de la edad pasado trastocando el péndulo del tiempo, agitando la mentira de la verdad del sino manipulando al ignorante pueblo del mismo, encendiendo la inconsciencia del lego que se cree letrado. Las palabras, de esos que se creen dioses y solo...

Tú poeta… que tienes y sientes las palabras de tu poesía; reflexiva, impulsiva, irrelevante y concisa, que otros siente y guardan en el errado ayer que les recuerda su presente y que olvidan en el desorientado humo de su pitillo. Tú poeta… que tienes y olvidas, pero que sientes las mudas palabras que salen de los labios lacrados con el sello...

 A las olas de ese mar que me mima, que baña mis recuerdos, le pregunto… con la mirada dividida por la desdicha de mi pena, si ella, que navega en sus aguas aun me ama. Al viento que agita mi memoria en el vendaval de mis días, que en su brisa se lleva mi lagrima, le...

Llega la luna con su secreto en el refajo de su falta victoriosa ella de su batalla pues a él logra eclipsar con su belleza; a veces triste y afligida se presenta entre los quebrantos de las nubes alborotadas que su presencia quieren ocultar; otras simplemente ni aparece porque él su palidez pinta de azabache o...

Tu cuerpo desmembrado que engendrado fue en una loca noche de pasión, que llevas la razón de mi ser en el grito de la palabra que escupe tu sombra, bramando el miedo que dibujas en la mente de mi mismo. Cuerpo que eres reflejo de la sombra que me sigue en el pálido rostro de la...

Hablas a la mente acariciando el pasado en los surcos del presente donde ruge la tormenta del efímero futuro; hijo del pasado y presente engendrado en el lecho del amor propio, donde amas a tu sueño besando a la incertidumbre, acariciando el miedo, que el “prioste” de la realidad te muestra severo, sin saber que esta devora tu sueño dejando...

Son las veintiuna en el reloj, muere el aliento del día, nace la brisa de la noche y las sombras son figuras que caminan en la penumbra cargadas de reproches en la maleta de su alma, que despertaran de rabia en el lecho de los sueños donde cuerpo y alma se funden en uno pensando en...

Tú, poesía mía que en tus estrofas llevas un trozo del muro de mis lamentaciones y alguna que otra fantasía, que en el hueco de la rima que la retiene muere en los brazos del viento sin poder alcanzarla para que se queden en el recuerdo. Tú, que floreces en el etéreo espacio del abandono de las horas, siendo...

Deseo tener a mi costado, a la ilusión y su excentricidad, por esta siempre a la sombra, desnuda, esperando la ola de mi mar de fantasía. Deseo tener a mi vera, a esa mujer, que es compañía y alegría, porque me necesita para su gordura, porque necesito que mi locura reprima. Deseo tener en la orilla de mi río, a...

En esta sociedad donde la inconsciente hipocresía que esconde intenciones que no dices, es la reina de la fiesta donde se valora mas el envoltorio que el contenido, definiendo lo que haces no sintiendo lo que dices y emprendes. Unos buscan lo que no tienen y quieren a toda costa sin importarles el euro que cuesta, ni si...

Un “te quiero”, no significa nada en el tiempo que solo quieres el instante de ese momento del susurro  del “te quiero” que cuando pasa te transformas en un extraño… otras veces significa tanto que no sabes decir ¡basta! porque no sabes donde está el final de ese “te quiero”. Prefiero un “te quiero” que me de circunstancias para guardar...

Lloras la promesa incumplida, con el rostro entre las manos y el corazón acartonado, gimes sin llorar pero los silencios de las lagrimas corren por los pliegues de tu rostro compungido deslizándose entre el anular y el corazón de tus trémulas garras hasta caer rendidas en las baldosas de barro, con su lento suspiro, donde las huellas desdibujadas de tu...

Tu mujer…, que en la nube del amor has sido maltratada, ultrajada y vejada, con golpes y sin pudor por quien entiende, que amor es posesión…   Ese receloso machista que como aliado tiene al miedo y cómplice los prejuicios.   Tu mujer…, que con disculpas justificas ese horror con error de un momento de enajenación de un delirio alimentando tu miedo y tu...

Tú!, que amas a esa silueta maquillada, escondido en las tinieblas de tus miedos, que persigues en silencio espiando a la soledad, arranca el desasosiego; esa mascara que tu rostro oculta de las miradas de una sociedad de envidias y mentiras. Desnúdate del temor; esa túnica que cubre tu espíritu ocultando tus sentimientos, y atrévete...

Ya llega la tarde cansina y agotada con su enlatada nostalgia que en la noche se emborrachara con la purpurada lagrima de la añoranza pasada. Llega la tarde y las decisiones de la mañana a las dos de la tarde se fracturaran y su factura a las seis de la tarde pagar harás con el beneficio...

Ese lenguaje mudo que se mueve en el sigilo, que sus signos son palabras entrelazadas que vuelan reflejando sentimientos, emociones diversas, divididas y encontradas… Hay palabras que se pierden en significados diferentes, que son iguales, pero vestidas de manera distinta. Por no saber ver la diferencia de su vestimenta se mantienen en la frontera de nadie, siendo unas extrañas en el vocabulario corriente, donde se pierden, se...

En el silencio de la noche me dispongo a escribir con mi pluma afilada y mi pensamiento en blanco y negro, rememorando el hoy que ya es ayer pensando en el mañana. Quisiera ser, ese bisturí con su hoja afilada que con delicadeza de pulcro cirujano rasgar la fina piel pudiera para ver que se esconde bajo ella… esa...

Se precipita la muerte en ese instante en que la brasa parpadea en la somnolencia de su sueño y la llama se viste de luto escapando la sombra, que durante tiempo camino en las ondas del viento, en el último suspiro del tizón que sabe que se convertirá en ceniza, de un dolor que se muere a...

  En estos días, de dimes y diretes en los confesionarios de cristal, en las volátiles redes sociales, que más bien son el corral de la bolsa de valores donde cotiza el engaño al alza y a la baja, la realidad que nos define. Pues la mentira es su verdad y la crispación su...

A los diez años de vida, me enamore con ese amor ciego que desilusiones y alegrías deja en tus días, que en las soledades te acompaña y en los silencios te acaricia con su mirada. Es dulce y agria, es bonita y triste a la vez, pero siempre me acompaña y se llama Escritura esa chica que me...

Vamos a lloras sobre el tiempo para que la sal de las lagrimas cicatrice las heridas del alma. Para que las paginas de un libro sean el reloj que cuente las horas de nuestra amargura. Para que las tristezas de las penas sean el caudal de un río seco donde el pintor las...

Todos somos iguales, dice el asesino condenado a cadena perpetua por matar a la mujer que dijo “No” con gritos desgarrados  a sus pretensiones de machista engreído, que cree en su vanidad que por llevar verga o divino falo colgando ya tiene vara de mando. Todos somos iguales, dice el corrupto adulador siendo condenado, por llevarse lo que...

Así es como el poeta en el desgarro del día escribe prosa en verso, verso en prosa de la desdicha de este mundo que por momentos se pierde en el océano de la amargura y nada en el mar de la alegría. En la calle los arboles se desnudan dejando su ropa tendida en...