Valentía Edetanorum los romanos la llamaron A los pies del Mediterráneo te asientas orgullosa La luz, la huerta  y la paella, son tu sello de pueblo Engalanada vistes tus calles en fallas, y que tus Noches de luz y fuego impresionan al visitante Corriendo el olor a pólvora por la...

Esta tarde evoco aquella tarde de verano la última antes de tu despedida que cabizbajos caminábamos bordeando la vieja muralla por la calle de los cubos mientras la tarde dorada caía en silencio sobre las milenarias piedras que historias de romanos y cristianos guardan tras ellas. Yo, desahogaba mis dudas, tú, angustias contabas, yo, mis perplejidades exponía, tú, tus...

  Alma mora lleca en sus entrañas, que Libre otea el páramo del mar Intentando recordar lo que fue su historia Capaz de aunar cultura y religiones Ansiosa de agradar sin aparentar No rindiéndose a las tristezas que el Tiempo trae en la brisa del Mediterráneo Empeñada en contar su historia de Romanos,...

Frío silencio corre bajo la piel Incansable dolor la recorre Brotando en la soledad del silencio Regueros de intransigencia deja Obsesiones sembradas en sus surcos Mirando un futuro de tristeza Imaginando un presente de desdicha Anhelando que el tiempo pase, mientras los Lamentos del pasado surgen Gimiendo la evocación de sus alegrías, que son Imágenes...

Dolorosa decisión tomada amigo, que Entristecerá mis tardes de vagabundo, que Solo recuerdos dejara de amistad Prendidos en el árbol de la memoria, con la Esperanza de mirarte en el recuerdo De los silencios en las noches de soledad Imaginando que no será un adiós Definitivo como el frío marmol, y Amigo le...

Carantoñas que sonrisas arrancan a la pena Alegría  de momentos, que suspiros deja Replegando la tristeza a la celda del olvido Instante en el que escuchas el latir del corazón Cuando el amor se viste de ternura Inocentes movimientos del arrebato Atrapadas en el segundo del tiempo de un Sueño efímero de la...

Tu mujer frágil como el vidrio, eres dura como el diamante, también, que eres; esposa, amante, compañera, amiga, madre, hija, y mujer, también.   Tu mujer que sueño eres y como la luna al alba te escondes dejando; el sabor de tu bienestar, el aroma de tu piel, y el deseo de tu cuerpo.   ¿Y preguntas por que? Porque…   Mujer tu cuerpo es el mar...

Mensajero de paz, que delate de su sombra va Un fulgor ilumina con la desnudez de su sencillez Jirones se hace el corazón cuando te mira Es vocación para las manos del escultor, inspiración para el escritor Rincón de lagrimas ajenas, y enigma de las propias...

Oleaje en el océano de la mente Letras escritas en la pizarra de la memoria Valla impuesta al sentir Infortunio de la sin razón, que Daña al corazón Ocultando la verdadera razón de la desdicha....

La vida va pasando Como ves pasar las nubes, Y tú, como una nube Pasaste por mi vida, Dejando mi campo baldío, Dejándome el hastió.   Se que el olvido Es un desierto, Donde la sequedad Te hacé ver Los espejismos De tus recuerdos.   Pero estoy seguro Que en ese desierto Te olvido.   Y entonces miraré las nubes Sin pensar que te...

No es lo mismo escribir prosa que verso aunque lo mismo parezca ya que los dos afloran de la pluma del escritor. Escribir prosa o verso es como pintar un cuadro usando solo letras vertiendo en el blanco lienzo amores, pasiones, deseos, ilusiones, esperanzas, sueños y sentimientos. El verso, es la emoción del sentir de un instante, es el reflejo de un momento, es...

Dejo que el retrato que tengo entre mis manos repose sobre mi pecho apretándolo entre mis brazos, mientras permito que mi subconsciente empiece a viajar libremente por la inmensidad de las llanuras de mi mente, descubriendo con ello nuevos universos que antes no había explorado....

Esta tarde de invierno en el viejo puerto sopla el viento, y la mar palpita sus olas blanquecinas sobre el espigón de toscas piedras, envejecidas en el tiempo por el sol y la sal. Sopla el viento y el mar se encrespa en esta tarde de invierno de nubes grises y espesas arrullando una ilusión con el sonido de...

El mar no es el vacio ni el olvido, ni el silencio de la nada, ni una canción desgarrada.   El mar es sinfonía de dos amantes enamorados que tumbados en la playa, respuesta a su pasión, a su deseo, se dan.   El mar onduladas olas impulsos lanzan a la pálida luna que caricias de sueños son, en el atardecer de los enamorados....

En la noche de las estrellas la luna brilla en lo alto observándome sin prisa y yo indiferente, un mensaje de mudas palabras la luna me trae, y yo en mi indiferencia sigo esperando una respuesta de lagrimas y amor reciente. Deprisa pasan los segundos, los minutos, las horas, del tiempo que demora y yo sigo esperando una...

"Mis sentimientos transmitiré con un pluma y sobre un papel, y cupido seré para aquellos que me lean en la noche en el día, en la soledad de su silencio"...

Las horas tengo de eternos poemas que palabras alcancen para relatar los mundos imaginarios con que sueño, de tu mundo y del mio. Sí, ese mundo nuestro lleno de trémulos golpes que llagas dejaron en el corazón, ese pasado tuyo y mio también. No se como hacerlo Ahora que el tiempo va mas lento, que el desconcierto desvanecido se ha, y la lucidez...

Tu negra sombra que noche y día me acompañas en la senda del destino sorda, muda y silenciosa, perenne insomnio en el jardín de la vida, donde estas que no te veo, pero te presiento. Hoy no te quiero pero puede… en el mañana precise. Quiero ver tus ojos, tu acallado grito quiero escuchar, en el silencio, quiero estar listo, para ver a...

“Para volverse a enamorar uno, ha de tener en cuenta dos cosas. Una. Poner en orden tus recuerdos… para… Dos. Estar convencido de que tu pasado… no es más que eso pasado. Amar al otro es renunciar a poseer-lo, incluso muerto; renunciar a que vuelva, descubrir que sigue...

Saborear el silencio sin obligaciones Amante de la tranquilidad Bebedor de recuerdos y sueños Acabados en el amanecer del lunes Donde la rutina vuelve a comenzar Ocaso del caos de una semana sin fin....

Vejeta la giralda en lo alto de la torre Esperando a que el viento la haga girar Libre de perjuicios indicara la dirección En el que vendrá el viento, que Traerá recuerdos y sueños en el Amanecer de un nuevo día que triste será....

Tú querido amigo que en mis tardes de melancolía, me decías; que era un fracasado, que mi tiempo en fantasías malgastaba, que rea un perdedor que no sabia componer ni mi propia sinfonía, que todo esfuerzo que ponía baldío era el pues mi alma comprimía. Tú que decías que me abrumaban mis temores, mis recelos, con mis estúpidas preguntas acosándome noche...

Hoy quiero estar en silencio afásico en palabras, estar, solo miradas quiero que pronuncien tu nombre seguidas de un “Te amo” salido del abismo de mi alma que verdad será, pues quiero estar en silencio para jumarme de tu aroma. Beber el vino de tus labios del cáliz de tu boca, sentir vibrar tu piel bajo mis...

Soy como la gaviota que planea en el viento oteando desde arriba el azul del viejo mar, y en su fulgor pretendo localizar los recuerdos ya olvidados.   Soy como la gaviota que del cielo su morada hace y en las olas del mar escudriña con paciencia el rastro de la ilusión que una noche de luna llena salió a navegar, y...

En el atardecer de la noche tu cimbreante cuerpo espero, Arpa Doppla, es con sus tres hileras de cuerdas paralelas, que posee, como miedo, duda y deseo tu cuerpo tiene. Mis manos, sus cuerdas acarician con mesura, y el toque mágico de mis dedos, notas de amor apasionado, arrancan, lanzándolas al viento, tremolando alargados suspiros de felicidad....

Cosas quiero mas no puedo Oteando el horizonte de los sueños No encuentro lo que quiero Todo se vuelve oscuro, mas Intento que mi sueño perderse pueda Grito a la oscuridad del sueño Obteniendo muda respuesta....

Los poetas versos y sonetos, de amor escriben, que poesía es, versos y sonetos que leo con atención, en ellos relatan que Cupido un niño es, un niño con alas, arco y alijaba con flechas, del amor es su Dios.   Mas la historia antigua, de la mitología romana, nos cuenta que Cupido Dios del deseo amoroso erigido fue. Que Venus,...

Cuando el abismo encierra Una oscuridad sublime, el Poderoso dios en el aire y en la tierra Impulsa, quieras o no, la flecha del amor Dando certero golpe en el corazón Obteniendo que la razón pierdas...

Amigo, amigo mio, tú que un día la ausencia hiciste tuya y que en esa ausencia dejaste tu recuerdo en los minutos del tiempo que pasan y pasan sin parar como pasa la vida que un día vino y que otro día se irá sin más. Desde la atalaya de mi ventana veo como las olas del mar acarician...

Tu eres mi inspiración el sublime rostro de mi lienzo, eres la lluvia, que empapa mi piel, y cuando el frío arrecia calor me das. Versos y prosa escribo día y noche de la vida, del alma, tu eres mi inspiración que iluminas, en las estaciones del año, las letras, las palabras, de los versos, de la prosa, de mis sueños, tu sublime...

Tu trovador de sentimientos amanuense de sueños que escribes de ellos, pausado, medido y afinado, que en tu pluma escondes verdad y que en el blanco folio dibujas palabras en verso de la vida, en blanco y negro, y también en color, con esa escritura, la tuya, sencilla ella, tiernos amores descubrir, quieres. Tu trovador del tiempo que escuchas...

Siena tiene el encanto del misterio, el silencio de su historia, que guarda bajo las piedras de los palacetes que recorren sus callejuelas, y como el mudo espectador del tiempo esperando a que llegue su día. Asentada sobre las colinas de la Eturia se encuentra...

En el jardín la algarabia, gran revuelo se siente pues inocentes voces se escuchan, que como mariposas aletean de flor en flor, llevando el polen de sus fantasías. Son las vocecitas de Nicolás y Valentina que con sus inocente ojos hablan de su mundo de fantasía. Sus cuerpecitos se balancean dibujando extrañas figuras en el lienzo de la...

Inmenso cielo es tu sonrisa Valentina, que en las Nubladas y pluviosas tardes de invierno iluminas Oscuridad rompes en mi día a día Con tu cándida vocecita de niña Eres la tempestad en mis tristezas que Necesito para mi inspiración de poeta Tierna sonrisa que presagia días de triunfo Eres el blanco...

Deja que tu mirada hable, que sea sincera y me diga que no soy una desilusión, una frustración en el tiempo. Deja que tu sonrisa invada mi espacio, y llene de recuerdos el bosque de mi memoria. Deja que tus hermosos ojos inunden de luz el océano de mi vida, la penumbra de este triste corazón. Déjame...

Tu mirada me embelesa Tu sonrisa me deleita Tu rostro de mujer me fascina Tu voz me aplaca Tu aroma me embriaga. Tu divina promesa del olvido ocupas el espacio de mi día, el hueco de mis noches, y el tiempo de mis sueños, tus palabras son susurros en mi sueño. Por eso, me encanta pensar en...

¡Oh! Soledad, soledad, sinuosa como el viento eterno silencio de sueños infinitos, que emergen del océano del olvido de tristes recuerdos. Tú, soledad, que habitas en el abismo del pensamiento, que surges de la nada para atraparme en el vacío del todo. En el que el poeta, en el ruido de la noche escribe sus sonetos, sus estrofas, sus versos...

Su mirada descubre la figura de un hombre, de baja estatura, de unos setenta y tantos años, apoyado sobre el balaustre recubierta de mármol travertino, al lado de la estatua del Anger portando la cruz. Aquella figura solitaria, le recuerda una misma escena del pasado,...

Una noche especial, es, en que el firmamento estrellado y una pálida luna singular, están. Bajo la higuera del corral dos cuerpos, hay, arrumacos clandestinos, se traen, agitados por el éxtasis del instante, es, de ese momento especial, de los dos, el susurro  habla, de ellos son, bellos secretos cuentan sé, el uno al otro, mientras...

En la oscura y fría noche cansado me adentro en el desván del pasado, y los recuerdos de lo vivido caminan entre las sombras de los sueños de la noche buscando los instantes perdidos, los momentos de esos recuerdos. Recuerdos tristes y de melancolía que de mis ojos hacen brotar lagrimas de pesar dejando en mi...